• 622 766 949 - 93 226 03 50

El tabaco y el embarazo, una conjunción problemática.

tabaco y embarazo

Los efectos del tabaco, como veremos en este artículo, afectan por partida doble en un embarazo, tanto a la madre como al feto, pero dejar de fumar a tiempo hace que los riesgos sean similares a los de las embarazadas no fumadoras.

Sus efectos perjudiciales comienzan antes del mismo embarazo en sí y pueden influir después del parto, durante toda la infancia y si la pareja fuma, también es importante que lo deje por que el tabaquismo pasivo también puede afectar al feto.

Antes del embarazo.

Hay muchos factores que pueden influir en reducir la fertilidad de la mujer, desde la edad, el estrés, un peso demasiado bajo o alto,  algunas enfermedades hormonales y ginecológicas,… pero el tabaquismo, tanto activo como pasivo también es una de ellas.

El tabaco tiene un efecto antiestrogénico, que provoca que el riesgo de infertilidad en mujeres fumadoras en un 60% más elevado que en las no fumadoras.

Los efectos del tabaco, afectan por partida doble en un embarazo, tanto a la madre como al feto

Es por eso, que si llevas un tiempo queriendo quedarte embarazada y tienes varios factores que te lo dificulten, siendo el tabaco uno de ellos, dejar de fumar puede contribuir a aumentar las posibilidades de éxito. Además, piensa que la mayoría de factores no son modificables ( como la edad o padecer alguna enfermedad), pero tanto dejar de fumar, mantener un peso adecuado, el alcohol o un exceso de estrés, sí lo son.

Efectos de fumar durante el embarazo

Las más de 7000 sustancias perjudiciales del tabaco atraviesan la membrana placentaria y llegan al feto afectando a su desarrollo. También afectan al crecimiento, ya que este recibe menos oxígeno y nutrientes al verse reducida la circulación de sangre por la placenta.

Esto provoca un aumento de los latidos de este y altera el desarrollo de sus pulmones.

Esto sucede tanto si es la madre como su pareja la que fuma

Los riesgos que pueden provocar fumar en el feto son:

  • Parto prematuro: Nacer antes de la semana 37 puede provocar problemas de salud en el bebé por inmadurez de algunos de sus órganos
  • Malformaciones: Hay más riesgo que el bebé nazca con malformaciones como labio leporino o alteraciones cardíacas, por ejemplo
  • Bajo peso al nacer.

Una vez producido el nacimiento del bebé, los riesgos para su salud se mantienen aumentando si está expuesto al humo del tabaco, ya sea por la madre o su pareja.

  • Aumento de infecciones respiratorias y otitis
  • Más posibilidades de desarrollar asma durante la infancia.
  • Menos posibilidades de poder mantener una lactancia materna adecuada y durante más tiempo.
  • Riesgo de muerte súbita en el lactante.

Es importante saber que si dejas de fumar antes de la semana 15 del embarazo todos estos efectos se revierten y se igualan a la de una mujer no fumadora, aunque lo importante es dejar de fumar independientemente de la semana de embarazo que estés

Fumar y ansiedad por dejar de fumar durante el embarazo. ¿ qué es mejor?

Durante muchos años e incluso hoy nos podemos encontrar con sanitarios que ante la ansiedad provocada por el síndrome de abstinencia por dejar de fumar, recomienden mantener el consumo de unos 5 cigarrillos o menos al día por evitar un posible aborto.

Fumar, aunque sea uno, aumenta ya de por si el riesgo de aborto o padecer alguna otro problema durante el embarazo y múltiples estudios así lo demuestran. En cambio, aún no hay ningún estudio que relacione los síntomas del síndrome de abstinencia al tabaco por dejar de fumar con un efecto nocivo para el feto.

Nuestro consejo sobre fumar durante el embarazo

Por todo esto, si la mujer como su pareja fuman, nuestra recomendación es que lo dejen, tanto si se busca el embarazo o como si ya se está embarazada ( para mejorar la salud del futuro bebé y reducir los riesgos durante el desarrollo fetal).

Es importante que además de dejar de fumar por la salud de tu futuro hijo/a, busques otros motivos personales que sean importantes para ti

Pero recuerda que durante el embarazo la mayoría de medicación para dejar de fumar está prohibida para evitar riesgos. Por eso, lo que se recomienda es dejar de fumar con ayuda y consejos de un profesional sanitario para saber cómo evitar y afrontar las ganas de fumar.

También es importante que además de dejar de fumar por la salud de tu futuro hijo/a, busques otros motivos personales que sean importantes para ti.

Ten en cuenta, que muchas mujeres vuelven a fumar cuando ya han tenido el niño o han terminado de dar el pecho, debido a que no tienen ninguna motivación extra.

En pocas palabras, deja de fumar por tu hijo/a pero también por ti.

Ayúdame a difundirlo

Author: Antonio Vallejo Domingo

Enfermero desde hace 17 años y con 13 años de experiencia en la atención primaria. Cursé un posgrado en Nutrición y Dietética y poco después realicé un Máster en Tabaquismo. También soy vocal de la Junta de SEDET (Sociedad Española de Especialistas en Tabaquismo)

One Reply to “El tabaco y el embarazo, una conjunción problemática.”

  1. Yo no lo sabia! gracias por este articulo

Deja un comentario

Your email address will not be published.

You may use these <abbr title="HyperText Markup Language">HTML</abbr> tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*