• Llámanos: 93 226 03 50
Open

Cómo evitar aumentar de peso tras dejar de fumar

tras dejar de fumar

El miedo a engordar es uno de los motivos más importantes para no intentar dejar de fumar y también uno de los motivos más frecuentes de recaída.  Pero aunque en muchos casos ocurre,si se siguen unos sencillos pasos es muy fácil evitar un aumento exagerado del peso cuando se deja de fumar.

La ansiedad por comer tras dejar de fumar

Al dejar de fumar, se genera una ansiedad provocada por la falta de nicotina pero también por la sensación que “falta” algo. Este algo es el cigarrillo porque, después de años fumando, se ha creado una rutina diaria donde nos hemos acostumbrado a tener un cigarrillo entre los dedos, en la boca, a sentir como llega el humo de tabaco a cada calada, etc, etc,…

Y comer calma en parte esta ansiedad por qué los movimientos que se realizan son muy parecidos a fumar y consiguen confundir y relajar de esta manera al cerebro del fumador:  tengo un tenedor/cigarrillo en la mano, me llevo la comida/cigarrillo a la boca, trago la comida/aspiro el humo.

Por otro lado, el tabaco es un anorexígeno, es decir, fumar quita el apetito. Y a los pocos días de no fumar se recupera el gusto y olfato y muchos exfumadores vuelven a disfrutar de las comidas ya que todo lo que comen se les vuelve mucho más sabroso y como consecuencia, comienzan a comer más y es cuando se tiende a engordar.

Pero también hay casos en los que la persona que ha dejado de fumar, aún sin comer más, engorda. Esto es debido a que la nicotina y el resto de partículas tóxicas del humo del tabaco aceleran el metabolismo. Eliminarla del organismo requiere un gasto de energía ( producción de moco en los pulmones, toser, eliminación de la nicotina por la orina,…) y al dejar de fumar toda aquella energía que el cuerpo ya no consume se acumula en forma de grasa.

Y a los pocos días de no fumar se recupera el gusto y olfato y muchos exfumadores vuelven a disfrutar de las comidas

El tabaco es un anorexígeno y realmente, cuando se dejar de fumar se podría hablar de que se recupera peso en vez de qué se engorda. Se gana lo que debería pesar esa persona si no hubiera fumado nunca de acuerdo a su edad, sexo y actividad física.

Es por eso, que se considera normal engordar de 1 a 4 kilogramos cuando se deja este hábito, si se aumenta más, ya no es por dejar de fumar en sí, si no por que se come mucho más que antes.

Cambiar nuestros hábitos alimentarios

Aún esta contrariedad, dejar de fumar no implica necesariamente que se vaya a engordar  y sobretodo si se siguen unos sencillos pasos cómo hacer dos pequeños tentempiés, uno a media mañana y otro a media tarde.

Así se evita llegar con el estómago vacío a la hora de comer y de cenar,de este modo evitamos que un exceso de hambre nos haga comer más de lo adecuado.

El tabaco es un anorexígeno y realmente, cuando se dejar de fumar se podría hablar de que se recupera peso en vez de qué se engorda

Otra cosa que también puede ayudar a comer menos es servir la comida en platos pequeños, es un truco que se suele utilizar para engañar al cerebro que al ver un plato lleno cree que hay mucha comida y así, rebaja el estrés por comer y acallar el hambre.

Por último, también es aconsejable hacer una dieta rica en fibra, por el efecto saciante que produce y así ayudar a  reducir nuestra ingesta calórica

 Alimentos que ayudan combatir la ansiedad.

 Los alimentos que se recomiendan para reducir nuestra ingesta calórica diaria son muy variados y nos permiten hacer un menú a nuestro gusto, como por ejemplo:

  • Cereales integrales y legumbres: Al ser de digestión lenta aumentan el efecto saciante.
  • Fruta con piel: Tomar una manzana, pera con piel nos aportará fibra que nos saciará. Por otro lado, evitaremos los zumos ya que un vaso de naranja, melocotón,… aunque sean naturales aportan más calorías que una fruta.
  • Yogur con frutos secos
  • Un puñado de frutos secos al día.
  • Alimentos ricos en vitamina C: Eliminar la nicotina de nuestro cuerpo supone un gasto importante de esta vitamina. Se recomienda aumentar la ingesta de estos alimentos para ayudar a nuestro cuerpo. Aparte de los cítricos, podemos encontrar vitamina C en los tomates, pimientos, fresas, frutos rojos, melones, sandías,brócoli,…
  • Yogur entero natural + frutos rojos + Salvado de trigo . Al terminar de comer este postre si bebemos un vaso de agua, la fibra ( el salvado ) se hinchará en nuestro estómago y nos notaremos más saciados.

Los alimentos que ayudan a no engordar al dejar de fumar son los cereales integrales, legumbres, fruta con piel, un puñado de frutos secos , yogur con  frutos rojos + salvado de trigo + agua y alimentos con vitamina C

Más información:

Puedes encontrar más información para obtener consejos para no engordar al dejar de  fumar en nuestro video en Youtube donde hablamos de que alimentos comer: https://youtu.be/KRtuNr6FclQ

 

Enfermero desde hace 17 años y con 13 años de experiencia en la atención primaria. Cursé un posgrado en Nutrición y Dietética y poco después realicé un Máster en Tabaquismo. También soy vocal de la Junta de SEDET (Sociedad Española de Especialistas en Tabaquismo)

Author: Antonio Vallejo Domingo

Enfermero desde hace 17 años y con 13 años de experiencia en la atención primaria. Cursé un posgrado en Nutrición y Dietética y poco después realicé un Máster en Tabaquismo. También soy vocal de la Junta de SEDET (Sociedad Española de Especialistas en Tabaquismo)

Deja un comentario

Your email address will not be published.

You may use these <abbr title="HyperText Markup Language">HTML</abbr> tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*